Terminaron el Campeonato de Europa con un vigésimo puesto en la final. Muy contentos por haber participado en una competición de semejante rango.

El jinete agradece el apoyo incondicional de su familia, y la ayuda de su trainer Samuel Oliva, ya que este es el séptimo campeonato que lucha mano a manos con él.

Carlos se despide con esta declaración sobre Soraya Rouge: «¿Qué decir de Soraya, después de todo lo que da por mí? Compañera de batallas desde hace 8 años, luchadora en todas las pruebas grandes y mi “mitad” en este último Campeonato de Europa.»